Lo Último

2/08/2014

Ahorrar en 2014

ahorrarEn este artículo daremos una serie de claves importantes que podemos aplicar para este año y que no sólo nos facilitarán llegar más desahogados a fin de mes, sino que nos permitirán ahorrarnos miles de euros y dejar atrás así, las dificultades económicas del año pasado.

Aunque la economía personal o familiar de cada uno es diferente, con un poco de determinación y llevando a cabo estos consejos, iniciaremos una sana rutina ahorradora.

Escapa de la subida eléctrica


Las nuevas tarifas eléctricas aumentan la parte fija de la factura, que no depende del consumo del usuario, por lo que los esfuerzos por ahorrar en consumo de luz no se ven reflejados en la factura.

La mayoría de hogares tienes más potencia de la que necesitan, por lo que la mayoría de usuarios paga más de lo que gasta. Por lo tanto, lo más inteligente es reducir la potencia para rebajar las facturas, así, contratando menos potencia abarataremos la parte fija de la factura eléctrica.

Debemos revisar la potencia en caso de tener contratada una mayor de la necesaria, y se puede bajar pagando sólo 10 euros, un cambio que se traduciría en un ahorro de 54 euros al año por cada kW menos.

…y cuidado con los vampiros eléctricos

Ya que hablamos de consumo eléctrico, vale la pena destacar que recientes estudios desvelan que desconectar de la corriente electrodomésticos como el horno o la vitrocerámica cuando no son utilizados puede suponer un considerable ahorro. Hablamos especialmente de todos aquellos aparatos que, como los televisores, poseen la función «stand by» (en espera).
Pero en realidad, cualquier aparato genera un consumo mientras se encuentre conectado a la corriente eléctrica, aún sin ese tipo de funciones. Hasta un simple cargador o cable que no esté conectado a nada, consume. Conviene tener en cuenta ese «consumo fantasma».

Compra de forma inteligente


Intenta evitar las compras por impulso, desconfía de las promociones, y procura analizar todas las compras antes de realizarlas.

En alimentación, por ejemplo, cada comercio tiene unos productos destacables: seguro que ahorras más comprando la fruta en un sitio, y el pescado y las verduras en otro. Lo importante es estar atento a esos gastos.

También es muy importante saber esperar el momento adecuado para realizar determinadas compras, los muebles de exterior están siempre más baratos al final de verano, al igual que la ropa de invierno es más barata cuando acaba éste. Piensa también en el mercado de segunda mano que con la crisis está viviendo una edad dorada.

Negocia tus facturas


Si te encuentras con alguna factura difícil de descifrar no dudes en pedir ayuda para descifrarla. Si algo no te convence, no dudes en rebatirla y solicitar que se revisen los cargos.

Intenta buscar siempre las compañías que te ofrezcan los servicios más económicos y negocia con ellas directamente. Despréndete de la vergüenza y aprende a regatear. Muchas empresas (sobre todo de internet y telefonía) ofrecen suculentos descuentos sólo por llamar y amenazar con darte de baja de la compañía. En ocasiones, también las empresas aseguradoras pueden llegar a mejorar tus condiciones si les presentas ofertas mejoradas de sus competidores. Puede que, repentinamente, igualen la oferta.

Otras formas de ahorrar:

- Controla tus productos bancarios y elige las tarjetas que impliquen menos comisiones.

- No permitas la renovación automática del seguro de tu coche sin estudiar otras opciones.

- Si la declaración de la renta te sale a devolver, intenta gestionarla adecuadamente, ahorrar lo máximo posible o emplearla en cosas realmente necesarias.

- Además, existen multitud de pequeños gestos que a la larga nos permitirán ahorrar una sustancial suma de dinero: Evitar usar el coche en trayectos que podemos realizar a pie fácilmente, no dejar el grifo abierto de forma innecesaria, salir un poco menos realizando más planes caseros, vigilar el número de luces innecesarias encendidas en el hogar, llenar por completo el lavavajillas y la lavadora…Todo suma.


Si te ha gustado este artículo, ayuda a que más personas lo conozcan y se beneficien. ¿Cómo? Compártelo en las redes sociales o clica en el botón g+1

2 comentarios:

  1. muy buenos consejos, gracias por el articulo también otra buena forma de ahorrar es evitar comprar productos que no utilizaremos o que solo usaremos una vez, si queremos un móvil nuevo es mejor seguir utilizando el viejo, por lo menos por un tiempo mas ya que es algo que no necesitamos por el momento, una vez hayan ahorrado lo suficiente les aconsejo que inviertan ese dinero en un negocio propio, a continuación les dejo algunas ideas: http://ferias-internacionales.com/blog/descubre-los-10-mejores-negocios-para-invertir/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente hay muchas maneras de ahorrar. Disminuir gastos superfluos es una de las formas más lógicas.

      Eliminar